Domingo, 19.11.2017, 16:47 (GMT+1) Inicio FAQ RSS Enlaces Mapa web Contactar
 
 
::| Palabra:       [Búsqueda avanzada]  
 
Menú  
Noticias ASASVE
El Rincón de Asasve
Biblioteca de datos históricos ASASVE
Premio Roger de Llúria
Academia General Básica Suboficiales
Artículos VIP Asasve
   » Colaboradores VIP-CIVIC de ASASVE
   » Colaboradores VIP-FAS de ASASVE
   » Últimos artículos de ASASVE
Instituciones y Organismos de la UE
Fuerzas Armadas Españolas
Inspección General del Ejército
Cultura de Defensa
Asociaciones cívico militares
ASASVE Galería imágenes
Multimedia de las Fuerzas Armadas
Reservismo
Bibliografía FAS
ASASVE Miscelánea
Enlaces TOP Defensa
ASASVE Webs amigas
Aviso legal
 
::| Encuesta
¿Qué opinión le merece Portal ASASVE?
Excelente
Muy buena
Buena
Regular
 
 
Artículos VIP Asasve » Últimos artículos de ASASVE
 
Las obras de los ingenieros militares en Catalunya
Sábado, 04.02.2017, 09:55 (GMT+1)

Las obras de los ingenieros militares en Catalunya

Parlament de Catalunya
Autor foto: J. Mª Navarro Palau - Fecha: 09-02-2008
©José Mª Navarro Palau - ©Portal ASASVE

El 17 de abril de 1711 se creó el Real Cuerpo de Ingenieros. Este dato a muchos no les dirá gran cosa, pero si les recuerdo que los miembros de ese Cuerpo Militar fueron los artífices de obras como: el Arsenal de la Ciutadella de Barcelona, hoy sede del Parlament de Catalunya (1715), la Seo Nova de Lleida (1761), las Drassanes de Barcelona (1724), la Lonja de Mar, actual sede de la Cámara de Comercio (1725), castillo de Hostalric en Girona (1719), la universidad de Cervera (1717), las Ramblas de Barcelona (1768), fortín de Sant Jordi en el puerto de Tarragona (1724) etc, quizá pueda llamarles la atención.

Hace 300 años, el ingeniero general flamenco Jorge Próspero de Verboom propuso a Felipe V la creación de un cuerpo de militares españoles que estuvieran formados en las ciencias de la Ilustración: matemáticas, fortificación, dibujo, artillería, geometría y otras, para que con sus conocimientos sirvieran a las necesidades militares de la monarquía, siguiendo lo que se hacía en los Países Bajos, mucho más avanzados en estos estudios y que contaban con una consolidada tradición académica.

La Lonja de Mar (La Llotja)
Autor foto: J. Mª Navarro Palau - Fecha: 16-04-2011
©José Mª Navarro Palau - ©Portal ASASVE

Para formarlos se crea la Academia de Matemáticas de Barcelona - lugar ocupado hoy por el Museo del Chocolate y otras entidades- y por ella fueron pasando diferentes alumnos civiles y militares que asimilaron las principales corrientes del saber científico y tecnológico, que no recogían las universidades de entonces, pues ellas estaban fundamentalmente orientadas a la medicina y a las humanidades.

De aquella Academia de Matemáticas salen los primeros ingenieros militares que volcaron sus conocimientos en la fortificación abaluartada. El paradigma de su obra en Barcelona sería la Ciudadela de Barcelona (1715). Construida para albergar 30.000 hombres, para hacerlo hubo que demoler un barrio entero, el de la Ribera, ubicando a sus habitantes en uno nuevo, la Barceloneta (1753), lo que significó un gran cambio en la estructura de la ciudad en esa época. Más tarde también en Barcelona, el Castillo de Montjuïc (1731) y en Cataluña, fue la fortaleza de San Fernando en Figueras (1750).

Castillo de Montjuïc (Barcelona)
Autor foto: J.Mª Navarro Palau - Fecha: año 2009
©José Mª Navarro Palau - ©Portal ASASVE

Pero el servicio al rey no se limitaba a la obra militar. Por ser los mejores preparados y por recomendación de los capitanes generales de Cataluña (entonces con enormes competencias en todos los campos políticos y sociales) se realizaron obras de uso civil, como el barrio de la Barceloneta (1753), puentes como el de Molins de Rei o el del Diable (1734), en Martorell o las emblemáticas Ramblas (1768), que se modificaron a instancias del capitán general a finales del S-XVIII, con un paseo central bordeado de chopos con dos carriles laterales para carruajes y pavimentando e iluminando las aceras con faroles de aceite. Estas obras, de gran repercusión social, dan una idea de la trascendencia de su obra, que permitió el progreso y algo de bienestar en aquellas gentes del siglo XVIII.

Todo ello y más, viene relatado en el libro que ha editado el Ministerio de Defensa “La Ilustración en Cataluña: La obra de los Ingenieros Militares” y que fue presentado el 31 de marzo en la Capitanía General de Barcelona por el Jefe del Estado Mayor del Ejército (JEME) Juan Fulgencio Coll, contando con la presencia del President de la Generalitat Artur Mas. Sus autores lo forman un grupo interdisciplinar de profesores de universidad y militares, denominado “grupo de trabajo de la Academia de Matemáticas”, que han trabajado cerca de 10 años y que editaron hace ya 7 años un libro sobre dicha Institución de Barcelona.

Acuartelamiento de "El Bruch" (Barcelona)
Autor foto: J.Mª Navarro Palau - Fecha: 30-03-2008
©José Mª Navarro Palau - ©Portal ASASVE

Pero la evolución de nuestros ingenieros militares no paró y se acomodó a las nuevas necesidades bélicas. Las fortificaciones caen en desuso y aquellas grandes obras o infraestructuras quedan en manos de los arquitectos e ingenieros civiles, mientras los militares (Cuerpo de Ingenieros Politécnicos) hacen cuarteles alejados del centro del casco urbano como consecuencia del ensanche de la ciudad, como el cuartel de Lepanto- hoy Ciudad Judicial, o el del Bruc, único cuartel en uso hoy día en Barcelona donde se ubica el Batallón de Montaña Barcelona IV/62, construido entre 1929 y 1932 y cuya arquitectura recuerda a las fortificaciones medievales extendidas por toda la geografía española. Más recientemente, en Tremp (Lleida) y en Sant Climent de Sescebes (Girona) se construyeron instalaciones militares adaptadas a la orografía del terreno y en contacto con la naturaleza para albergar, como campamentos de instrucción, a multitud de jóvenes que realizaban su servicio militar y que contaban en su momento con las más modernas instalaciones pedagógicas.

Barcelona: Puerto, Drassanes, Colón, Gobierno Militar
Autor foto: J.Mª Navarro Palau - Fecha: 07-06-2009
©José Mª Navarro Palau - ©Portal ASASVE

Aunque no debemos olvidar de la labor que realizaron las unidades del Arma de Ingenieros en Cataluña, en los municipios y para la payesía, arreglando caminos, abriendo cortafuegos con sus máquinas pensadas para la guerra, o montando puentes bélicos sobre el Llobregat, o el Segre y sus afluentes, después del deterioro sufrido en las comunicaciones a causa de las graves inundaciones sufridas, obras efímeras que conviene recordar y que fueron realizadas con soldados de reemplazo, mientras llevaban a cabo su servicio militar.

A todos ellos nuestro agradecimiento en el 300 aniversario de su creación.

Coronel Pablo Martínez Delgado (Subdelegado de Defensa en Lleida) y
Susana Gil Marco (responsable de prensa de la Inspección General del Ejército)

Todas las fotos son propiedad de © José Mª Navarro Palau

Artículo remitido a Portal ASASVE por el autor para su publicación.

Se autoriza la reproducción del artículo
mencionando a los autores: Coronel Pablo Martínez Delgado y Susana Gil Marco
y la fuente: Portal ASASVE
- www.asasve.es

Los autores y/o firmantes de los “artículos de opinión” serán los únicos responsables de las opiniones expresadas en los mismos y de que no existan derechos de terceros sobre su contenido (textos, imágenes, gráficos, etc), así como de toda reclamación por derechos de imagen. La "Asociación Asasve Portal de Internet", "Portal Asasve" y José Mª  Navarro Palau se exoneran de toda responsabilidad.

Portal ASASVE


Clasificación (Votos: 5 . Promedio: 4.5/5)   
    Enviar a un amigo        Imprimir




 
::| Lo último
::| Agenda
Noviembre 2017  
Do Lu Ma Mi Ju Vi Sa
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
 
Breves en Imágenes

Pulse sobre la imagen y el titular

La Ilustración en Cataluña:
La obra de los Ingenieros Militares

Ahora puede verla en PDF
::| Destacado
Virreyes de Navarra. Siglos XVI-XIX
Prim, un personaje polifacético y complejo

 
PORTAL ASASVE
[Arriba]